Evento Kawsaypacha Revista Kawsaypacha Galería de Fotos Galería de Videos
22 de Abril de 2014

Saludando a la Pachamama en su Día. El Rostro de la Bondad

Escrito por: Zaniel Novoa Goicochea. Investigador CIGA-INTE.

Un hombre en el mar, en su faena de pesca; los campesinos en los Andes, cosechando; de los pobladores de la Amazonía. Las bondades de la Tierra tienen muchas caras. Para celebrar el Día Internacional de la Madre Tierra, podemos recoger en todo el mundo imágenes de personas, animales y lugares donde ella nos ofrece una variedad de bienes naturales. Esta vez he querido, como debe ser en un día de celebración, dejar de hablar sobre los problemas, y más bien volver a recordar que la existencia biológica del hombre, las necesidades fisiológicas de los seres vivos, depende de los recursos de Pachamama. La Madre Tierra que mantiene el curso de la vida desde hace millones de años.

Querida Madre Tierra,

Que día a día revela la enriquecedora bendición en nuestro camino,

¡Oh, alabado seas, Señor! ¡Aleluya!

(Oración de San Francisco)

Este Día, que desde 1970 celebramos todos los años, como homenaje a nuestro Planeta, es una invitación para que todos nos unamos para cuidar y preservar los recursos de los cuales depende nuestra sobrevivencia, y también para hacer frente a los problemas ambientales, algunos de ellos bastante serios.

Celebremos con responsabilidad el Día de la Tierra. El Día, invita a todas las personas, donde se encuentren, a asumir su responsabilidad con el planeta donde vivimos; a los científicos, estar atento a las necesidades de nuestra época; a los Gobiernos, a dictar leyes y tomar decisiones que fundamenten y promuevan el cuidado del Planeta. En nuestro país, cuidemos los recursos que nos ofrece; seamos conscientes de la solidaridad biológica del Hombre y el resto de los seres vivos y; trabajemos por la elaboración y aprobación de la Ley del Ordenamiento y Gestión del Territorio. La cuestión territorial, la preocupación por el territorio, es un sentimiento antiguo que debe ser debidamente asimilado por nuestra sociedad. Así, sabremos agradecer a la Madre Tierra por sus bondades, demostramos que somos gratos con ella, y también coherentes con los compromisos asumidos para alcanzar el desarrollo sostenible.

¿Quieres dejar un comentario? ¡Hazlo aquí!
Compartir vía
Enviar a