Español
Tema del mes | 14

Entrevista | “Existe una relación de amor y odio entre las poblaciones indígenas y la actividad petrolera”

El especialista en remediación de suelos contaminados por hidrocarburos, Fernando Morales, conoce de cerca el panorama petrolero en nuestro país pues trabajó en el estudio técnico del PNUD en el exlote 1-AB, ahora lote 192, afectado por derrames de petróleo en la Amazonía. Recientemente, dictó un curso en el Minem, organizado por nuestro Instituto de Ciencias de la Naturaleza, Territorio y Energías Renovables (INTE-PUCP).

Ha trabajado en el estudio del PNUD que presenta un diagnóstico socioambiental del lote 192, afectado por la contaminación, ¿cómo fue esta labor?
Después del trabajo que hicimos en la Amazonía, entiendo la remediación de manera diferente. En primer lugar, lo que dice la legislación peruana sobre el tema se parece a lo que se conoce internacionalmente, que es disminuir los riesgos por los contaminantes que afectan a las personas y al ambiente, la recuperación y, en algunos casos, la restauración del lugar. Por otra parte, las poblaciones indígenas tienen su propio concepto, que es devolver a la selva a su condición original. Esa diferencia es una de las cosas más importantes que tratamos en el estudio y que ha sido motivo de conflictos. Para mí, el caso peruano es único, porque existe una relación de amor y odio entre las poblaciones indígenas y la actividad petrolera. Cuando en algún momento se sugirió la posibilidad de que no hubiese actividad como solución, las comunidades no quisieron porque existe un grado de dependencia económica.

¿Cuáles son las técnicas que se utilizan para la remediación de suelos?
La remediación de sitios que están contaminados con petróleo se puede hacer de diferentes maneras. Hay técnicas que son drásticas y que eliminan el petróleo de manera completa, como la incineración. Después están las biológicas, que son las más usadas, en las que se utilizan microorganismos en el suelo con la capacidad de degradar hidrocarburos. En general, la selección de la técnica depende de las condiciones del lugar.

¿Qué factores hacen que la contaminación se dé de manera reiterada?
Muchas veces hay motivaciones económicas, no se hacen las inversiones necesarias y generan problemas que cuestan más que el dinero que se ahorró. A veces, es producto de que son empresas estatales las que realizan las operaciones o de que el Estado no ha ejercido, apropiadamente, su función fiscalizadora. En el caso del lote 1-AB, está en una zona de difícil acceso. Para llegar, se aterriza en un aeropuerto, que es propiedad de la misma empresa petrolera, o se va por vía fluvial. El alojamiento es muy precario, hay malaria y me pregunto cómo se pudo desarrollar una actividad petrolera que tiene cuarenta años sin ninguna vigilancia del Estado.

¿Es posible desarrollar la actividad extractiva de hidrocarburos sin generar contaminación?
Las actividades extractivas siempre van a causar impacto en el ambiente. En el caso del petróleo, si se hace bien, puede ser mínimo, porque se saca un recurso del subsuelo y después se transporta por tubería. Si la operación extractiva tiene mantenimiento preventivo y operaciones confiables, se reduce el impacto. La remediación ocurre, en algunos casos, por problemas que son inherentes al proceso de producción, pero la mayor parte es por fallas humanas y el objetivo es prevenirlas para que no ocurran eventos que requieran remediación.

En el Perú tenemos constantes conflictos con la población originaria por derrames de petróleo, ¿en Venezuela se han dado estos mismos problemas?
Las comunidades indígenas en Venezuela son una parte muy minoritaria de la población, no es como acá, Ecuador o Bolivia, donde sí hay una representación muy importante. Allá la mayor parte de la actividad petrolera ocurre en sitios que son propiedad privada y la resolución pasa por una negociación que, generalmente, involucra el pago de dinero por daños causados.

¿Qué sugerencia daría para plantear soluciones que ayuden a resolver los conflictos ambientales?
Hay algo que hay que revisar en el caso de la producción de petróleo en selva. Lo que se produce es tan poco, apenas 12 mil barriles en el lote 192, que se tendría que ver si vale la pena lidiar con el grado de conflictividad social y con los impactos que generan los derrames. Esto es algo que me preguntaría, como país, cuando a la explotación petrolera en esa zona le queda tan poco tiempo (no creo que más de 25 o 30 años).

EL PERFIL

Nombre: Fernando Morales

Nacionalidad: venezolana

Trayectoria: magíster en Ciencias Biológicas por la Universidad Simón Bolívar, Venezuela. Ha trabajado en asesoría ambiental, remediación de suelos contaminados y en materia de legislación. Es miembro de la Comisión de Ambiente de la Academia Nacional de Ciencias de Venezuela. Fue consultor para el PNUD en el Estudio Técnico Independiente del exlote 1-AB.

¿PARA QUE NOS VISITÓ?

Evento: curso-taller sobre remediación de suelos contaminados y aguas subterráneas por actividades de hidrocarburos

Organizadores: Instituto de Ciencias de la Naturaleza, Territorio y Energías Renovables (INTE – PUCP)

Fuente: Punto Edu

Compartir via:

Deja un comentario
Nombre:

Correo electrónico:

O, usa tu perfil en Facebook
Mensaje:

Compartir vía:
Enviar a:
© 2019 Pontificia Universidad Católica del Perú
Todos los derechos reservados